lunes, 31 de marzo de 2008

Oviedo


CREACION DE UNA PLATAFORMA CIVICA.
Cinco colectivos se unen en apoyo al inmigrante
Abordan el rebrote neonazi en algún barrio y el estado de menores en acogida.

La lucha contra el racismo y la xenofobia necesita la unión de las fuerzas. Siguiendo esa filosofía, cinco colectivos ovetenses se han aglutinado en torno a una plataforma para realizar un llamamiento social y movilizaciones en apoyo al colectivo inmigrante. Asturias Acoge, la Coordinadora Antifascista, SOS Racismo, el colectivo Albéniz y la asociación cultura Cambalache unirán sus esfuerzos para reivindicar los derechos de la población extranjera en la ciudad y en Asturias.


Por ello, estudian salir a la calle y realizar movilizaciones populares. Asimismo, durante estas últimas semanas han mantenido cinco reuniones con afectados por problemas de marginación, así como con miembros de colectivos cercanos a la realidad de los inmigrantes. El objetivo es reunir información para presentar sus denuncias y peticiones ante las autoridades competentes.


En concreto, las cinco asociaciones enfocan sus reivindicaciones en tres asuntos que les preocupan. En primer lugar, los colectivos recuperan sus denuncias contra supuestos grupos neonazis en el barrio de Otero que habrían rebrotado y que incluso habrían agredido a varios inmigrantes así como a miembros de colectivos de apoyo a los extranjeros en los últimos meses, según advierten. No obstante, consideran que las denuncias hechas públicas entonces contra un bar del barrio por albergar a este tipo de individuos han conseguido frenar el conflicto. Al parecer, no se han vuelto a producir más agresiones desde entonces.


No obstante, estos colectivos no quieren bajar la guardia y apuntan a otro problema que denuncian que afecta, según ellos, a los menores alojados en pisos tutelados por el Principado. Según explica Pilar Quintana, de Asturias Acoge, "en teoría, estos menores deberían ser informados sobre los procesos administrativos para obtener la documentación legal, para que cuando salgan puedan obtener un trabajo". Sin embargo, Quintana dice que tienen constancia de que en algunos casos las autoridades intentan hacer todo lo posible para "deportarlos" cuando llegan a la mayoría de edad. E incluso al cumplir los 18 años "se quedan en la calle y sin papeles".


A esta "grave situación", la plataforma de apoyo al inmigrante quiere unir sus denuncias sobre los "abusos policiales" que se cometen contra extranjeros. Por ello, recordarán el caso de M.N., el ghanés cuya detención causó malestar y protestas entre los presentes del suceso, acaecido en diciembre del año pasado en el Parque del Campillín, cuando se encontraba supuestamente vendiendo material discográfico descargado ilegalmente de Internet. M.N. se encuentra desde entonces en libertad, pendiente de la celebración del juicio. Mientras la Policía Local le denunció por resistencia a la autoridad, el ghanés, arropado por estos mismos colectivos, presentó denuncia contra el cuerpo de seguridad por abuso de la autoridad.

No hay comentarios:

Popular Posts