jueves, 23 de octubre de 2008

El Principado afirma que ha "reforzado" la Seguridad del Materno Infantil.

El comité de empresa se movilizará en protesta por las agresiones y el PP urge la comparecencia de Ordiz en la Junta.

Lamentamos profundamente las agresiones que se han producido, pero en el Materno Infantil ya hemos reforzado la seguridad y el personal. Es más, hay mediadores culturales las 24 horas del día, porque entendemos que estamos ante una realidad nueva que genera problemas nuevos». Esas fueron las declaraciones de Eva Sánchez, directora general de Mayores, Infancia y Adolescencia, tras conocer por EL COMERCIO las agresiones a cuatro trabajadoras registradas en lo que va de mes en la unidad de primera acogida a menores que quedan bajo la tutela del Principado.

Sánchez reconoció que la unidad «presenta problema», pero aseguró que «igual que ocurre en el resto del país, ya que es un problema al que nos enfrentamos todas las comunidades, porque estos chavales llegan de una cultura diferente y con unos objetivos diferentes a los de los menores españoles a los que también tenemos que tutelar». Por ese motivo, aseguró que el personal «está siendo formado para hacer frente a estas situaciones» y aseguró que «todos ellos están haciendo un gran trabajo».


Disolvente en los ojos
Ajenos a estas declaraciones, los sindicatos CC OO, UGT y USIPA, que ayer celebraron una reunión del comité de empresa de la Consejería de Bienestar Social, hicieron pública su preocupación por los últimos sucesos registrados en el centro ovetense, hasta el punto de que han convocado una reunión extraordinaria del pleno del comité para el próximo lunes en la que se decidirá, con toda seguridad, «radicalizar las movilizaciones».


Así lo aseguraron tanto la presidenta del comité, Belén Quiroga, como miembros de UGT, quienes consideran que la situación «ya ha tocado techo», después de sumarse denuncias «desde 2005, cuando llegó la primera avalancha de menores inmigrantes a esta unidad». Aseguran que la vigilancia de la que habla el Principado «no es suficiente», ya que «estos chicos no tienen miedo a los vigilantes. De hecho, a uno le quemaron los ojos con disolvente».


Por su parte, la diputada del PP Inmaculada González, exigió ayer la comparecencia urgente de la consejera, Teresa Ordiz, «que se ha mostrado incompetente para solucionar este viejo problema».

No hay comentarios:

Popular Posts