miércoles, 19 de noviembre de 2008

Los padres adoptantes dicen que "hay 100 familias a la espera de niños del Materno".

Acusan a Bienestar de «paralizar» peticiones que ya suman 3 años.
Lo han denunciado ante la Procuradora y el Defensor del Pueblo.

«Esos niños están ahí porque la consejería quiere, puesto que hay más de cien familias a la espera para adoptarles. Algunos llevan tres años esperando». Joaquín García, presidente de la Asociación Asturiana de Adoptantes (Asturadop), se mostró ayer así de contundente tras conocer por EL COMERCIO que en la Unidad de Bebés del centro Materno Infantil, de Oviedo, hay 34 menores de 3 años o menos que residen en el dispositivo desde que nacieron. Se trata de bebés que tutela el Principado y de los que, tal y como adelantó este periódico, la mitad tiene entre dos y tres años, tiempo que han pasado exclusivamente en el dispositivo ovetense. El caso más grave es el de una niña que cumplirá en breve cuatro años sin que nunca haya salido de la unidad. Según fuentes del comité de empresa de la Consejería de Bienestar Social, la mayoría de estos menores, a los que suman otros 17, de entre 7 y 19 meses, que también viven en el Materno desde su nacimiento «no recibe visitas» y culpan, directamente, a la Administración regional «de no agilizar sus adopciones».

Para los padres que están a la espera de que esa misma administración les autorice formar una familia la noticia ha sido «dura», aunque confirma «lo que nosotros llevamos denunciando: las adopciones están paralizadas y no es cierto lo que, hasta el momento, ha dicho la consejería, de que nosotros sólo queremos adoptar extranjeros: pedimos niños de aquí, pero no nos los dan», aseguró Joaquín García.

De acuerdo a las cifras que maneja el presidente de Asturadop, «en estos momentos hay cien familias con expediente abierto para una adopción nacional sin que sepan nada de la consejería. Hay casos desde hace tres años y, por lo que sabemos, están empezando a ver ahora los expedientes de 2007».

500 institucionalizados
Esta situación ha sido denunciada «formalmente» por Asturadop «ante la Procuradora General y el Defensor del Pueblo». La queja se tramitó «en septiembre pasado» y, en ambos casos, «ha sido admitida a trámite, con lo que tenemos esperanzas de que, al menos, se investigue lo que sucede en Asturias. Aunque se prolongue mucho en el tiempo, porque estas cosas van muy lentas», explicó García.

Y es que, los padres adoptantes asturianos se encuentran «abandonados», porque «no sólo es que se acumulen retrasos de 20 meses en conceder un certificado de idoneidad que la ley obliga a dar en seis meses, es que la adopción nacional suma más ralentizaciones, ya que aquí no se busca un niño para una familia, sino una familia para un niño determinado, con lo que la situación es más caótica aún».

Estas demoras llevan a que «como se ha publicado, en el Materno los niños pasen toda su vida, algo que no debería permitirse, puesto que el deber del Principado es buscarle familias y aquí las tiene. Todas las que quiera». El presidente de Asturadop suma a los 34 casos del Materno Infantil «el resto de menores institucionalizados en la región, ya que sabemos que son 500 los que viven en algún centro, o público o concertado. Nosotros nos hemos ofrecido para todo tipo de colaboración, pero no logramos nada».

Joaquín García espera que «el nuevo equipo de la consejería cumpla lo que prometió cuando era oposición», en referencia a Noemí Martín, y que «nos reciba, no como Eva Sánchez, que nos tiene a la espera desde junio».

No hay comentarios:

Popular Posts